SAPOREM

Este nuevo rinconcito en el barrio de las Letras, sin duda, dará mucho de qué hablar. Y no es para menos. Solo su terraza interior es motivo de visita. Lo descubrí leyendo el periódico Expansión y el pasado jueves opté por ir a conocerlo.

Debo reconocer que este barrio está de lo más divertido. Ahora, el coche no es compatible con el plan. El único modo de aceptarlo es si lo dejas directamente en un parking. Me diréis: ¿pues vete en bus? Lo haría pero vivo a las afueras y tendría que salir a la hora de comer para llegar a la cena…Lo dicho. Parking o bus.

analasantan4

Como era pronto para la cena, 20.30, no pudimos resistirnos y nos tomamos un pequeño aperitivo en Ana la Santa (un lugar que nos descubrió, en su momento, Ourserendipities y del cual hablaré más adelante). De ahí, tardamos cinco minutos al sitio en cuestión, Saporem.

s1

Nada más entrar vi un par de mesas vacías, lo que me sorprendió después de haber hablado con  una chica encantadora minutos antes para pelear por una mesa. Siempre se me olvida que las tradiciones españolas están muy arraigadas…¿Cómo podía esperar que a las 21.30 estuviese todo lleno? En fin, pronto confirme que la mitad de Madrid se me había adelantado en el descubrimiento.

Empezamos con un tinto de verano  mientras que analizábamos la carta ( es la parte que más me gusta) para finalmente decantarnos por lo siguiente: de entrantes, las alcachofas fritas (como bien sabéis me apasionan y en temporada no pruebo otra cosa) y un atún con mango que era un espectáculo (hubiese tomado 3 más!).

s4 s5

De segundo compartimos uno de sus platos estrellas, la hamburguesa y el steak tartare. Me quedo con la hamburguesa. El steak tenía algún que otro nervio y no me termino de convencer. Los primeros fueron sin duda lo mejor de la comida. Queda pendiente pedir una pizza. A mí me gusta la masa fina y esta cumplía con el requisito! Homemade 100%.

s8 s7

Aspectos a destacar: La simpatía de los camareros sorprende. Todos sin excepción fueron muy profesionales y atentos. Algo que conviene destacar también es que entre plato y plato te dejan respirar  sin dejar que llegues a hacer la digestión. Perfecto para disfrutar tranquilamente del momento.

Aspectos a mejorar: el steak tartare.

Al ser jueves, y viendo que los años pasan factura, optamos por irnos pronto a casa (algo que JAMAS hubiese pasado en mi vida universitaria). Así que quedan pendientes esas copichuelas en la parte de atrás!!

Lástima que llamásemos tarde y nos tocase una mesa cerca de la entrada…os recomiendo si o si que reservéis con tiempo ya que el propio maitre me comentó que el patio es su punto fuerte!

s3s2

SaporemC/ Ventura de la Vega, 5. Madrid.  Telf. 91 420 44 74. Precio medio por persona: 20-25 euros.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Centro, De 15 a 25, De 25 a 35, Mediterranea, Restaurantes en la capital, Tapas y etiquetada , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s